Verdades que las mujeres, por hipócritas, no les decimos a los hombres.

viernes, 30 de julio de 2010

Verdades femeninas sin maquillaje


Usted se queja todos los días de que las viejas son complicadas, mientras nosotras culpamos a todos los que tienen pipí de ser unos imbéciles desconsiderados, que no entienden todo lo que les decimos con tanta claridad y montones de pistas.
Por andar en este plan sólo nos confundimos más mutuamente sin llegar a ninguna solución, pero no le miento, no le ofrezco la solución a todos sus problemas con las mujeres, sólo le muestro 6 situaciones explicadas para que la próxima vez que se encuentre con una mujer sepa si ella se está esforzando por decirle la verdad en la cara o si sólo se la está viendo.

Mute por NomadicLass

1. Usted está acostado en la cama, tiene el control remoto en la mano y está concentrado viendo The Family Guy. Ella entra a decirle algo, usted le responde “ajá” para seguir viendo el programa sin interrupciones, al tiempo que evita el reclamo de ella porque no le presta atención.
Son muchísimas las mujeres que dicen las cosas como se les van ocurriendo y en el momento que se les da la gana. Escasas y valiosas son las que preguntan antes de hablar ¿será que si le hablo ahora me va a parar bolas? Con frecuencia van diciendo lo que necesitan o lo que piensan, así no sea nada trascendental, en cualquier situación, sin considerar, aunque sea por un segundo, si serán ese el cuando y el donde adecuados.

Female mouth on TV por ST33VO

2. “Bueno, como te estaba diciendo, la hermana de Alejandra va a tener un bebé y se va a llamar Laura Valentina. Ay, a propósito de Laura, mi amiga de la universidad nos invitó a la finca de los papás el puente que viene, tenemos que ir, esa casa es divina. El otro día estábamos hablando con Alejandra de eso, de lo desestresante que es salir de la ciudad, aunque sea un fin de semana largo.”
Si se perdió no se preocupe, aquí nadie lo va a regañar, al menos no yo, más bien seré solidaria con usted dándole la razón. El cerebro masculino evolucionó para ser monotarea, mientras que el femenino lo hizo para ser multitarea, lo que explica que prefiera le hablen de un solo tema a la vez al tiempo que las viejas a su alrededor hablan de 5 ó 6, con toda la naturalidad del mundo. Una mujer inteligente entiende esta diferencia, así que cuando quiere que usted capte el mensaje, que trata de enviarle, se esforzara por dar la menor cantidad de rodeos, incluyendo sólo los detalles importantes. Si logra su misión es otra historia.

Girls talking on cell phones by Pink Sherbet

3. Está haciendo fila para entrar a cine cuando comienza a escuchar esta conversación detrás de usted:

Ella
Pero si yo te dije.

Celular


Ella
Claro que te dije, yo te dije.

Celular


Ella
Que sí, que yo te dije que había que buscarle una casa nueva al perro.

Celular


Ella
Sí, a Mateo, aich ¿es que no me oyes bien o qué?

Celular


Ella
Sí, mis papás ya no lo quieren en la casa y me dieron plazo hasta hoy.

Celular


Ella
Ay sí, que hasta hoy, ay mejor dicho hablamos después porque tú no me estás poniendo cuidado. Chao.

Y ese “chao” lo dijo furiosa.

Es cierto que los celulares nos ayudan a sentirnos modernos, porque se parecen a los aparatos que usaban para comunicarse en Star Trek, pero también es verdad que no se los han acabado de inventar.
Las viejas con frecuencia no se detienen a pensar que hay temas de los que se debe hablar en persona o, en el caso menos ideal, por teléfono fijo.
Es evidente que la comunicación que se basa en la voz y el sonido es menos efectiva que la cara a cara, peor todavía cuando se depende de una señal ineficiente y entrecortada a veces, que sólo revuelve las palabras cambiando sus significados.
Si una mujer quiere que la entiendan y que lo que dice sea percibido como algo importante, buscará un medio que le permita transmitir la mayor cantidad posible de detalles, por eso no dará entrevistas de trabajo por celular, ni intentará arreglar una relación de pareja por Messenger.

Dark Fetish de Lady Pain

4. Le apuesto que ha oído frases como éstas más de una vez:
“Si me acompañas al matri de mi prima hacemos eso.”
“Te voy a dar un beso muy especial si me compras esos zapatos.”
“Tú quieres más a tus clientes.”
Traducciones:
“Si no vas conmigo al matrimonio de mi prima te corto los servicios.”
“Te voy a agradecer con una buena mamada si me compras esos zapatos caros que no necesito.”
“Hace mucho tiempo que no te veo, te extraño y siento que estás trabajando demasiado.”

La habilidad para hablar claramente y sin rodeos se desarrolla con el tiempo, pero hay mujeres que deciden no madurar. Habla muy mal de una vieja que no se esfuerce por decir de frente lo que quiere y/o le molesta, pero tampoco habla bien del tipo el hecho de que siga al lado de una nena que lo manipula descaradamente.

Si una mujer lo quiere, pero sobretodo si lo respeta, hará todo lo posible para decirle sin rodeos ni maquillaje lo que necesita, extraña o no tolera. Cuando encuentre una mujer así cuídela, no abundan y se tienen suficiente confianza para huir despavoridas de hombres y ambientes que no les permiten crecer.

Thinking about... por CirclesOfLight


5. Existen situaciones que hombres y mujeres
A) Un papá pasa con su hija adolescente al frente de una vitrina y ella  dice “está diiiviiinaaa esa cartera”, él entiende ‘le gustó la cartera’, pero el significado real es ‘quiero que me compres esa cartera’.
B) 2 mujeres se encuentran en una oficina y una de ellas dice “Tanbonitaqueestás” queriendo decir ‘maldita, compraste la pañoleta que quería antes que yo, ahora voy a tener que comprar otra cosa’.
Las mujeres tenemos un rango de tonos en la voz tan amplio como el de una caja de 48 colores doble punta, mientras que usted sólo una y comprende lo que ocuparía una caja de 12 colores punta sencilla.
Cuando una vieja quiere que un hombre entienda sin demoras lo que va a decir, usa palabras exactas y tonos universales, logrando que sí sea sí y no sea no.

Synaptic Gasp por ocean.flynn


6. Para el final dejé ese pensamiento irracional que nos produce tantas incomodidades, porque incluso yo que soy mujer termino siendo víctima de el a diario: “Tú puedes leerme la mente pero no quieres hacerlo.”
No sueñe con que una vieja le diga esto, pero recuérdelo cuando alguna lo mire con ojos inyectados en sangre por algo que “tú sabes que hiciste pero te haces el que no y yo no te lo voy a decir”.
La próxima vez que le pase esto pare a la fulana, con respeto pero párela. Una vieja que crea que el otro tiene la obligación de adivinar lo que piensa está dando muestras obvias de inmadurez, más si ya es costumbre.

Espero que estas situaciones explicadas le ahorren energía y dolores de cabeza en el futuro, sin embargo no son a prueba de tontos, así que úselas con precaución.

Temas varios:
La siguiente entrada será la parte 2 de mi serie de Cunnilingus. Mientras la publico lean Deep Throat de Las Equivocadas.





No hay comentarios:

Publicar un comentario